Mi bendición

Hola!
Les comparto la historia con mi bebé luego de haber nacido, pues por el tamaño y peso con el que tenia yo sentía que tenía que ayudarle a recuperar el peso que debería, yo le hablaba que pronto se recuperaría que no se preocupara que mamá lo alimentaría para que esté bien. Pues así fue, nosotras sabemos que no todas las mujeres dan de lactar y es un error cuando no se puede es otro el concepto pero en mi caso dolía mucho me lastimaba pero no me importaba así sangrara lo que importaba era alimentar a mi bebé que él recupere su peso ideal. Mi bebé nació de 37 semanas con 5 libras y un poco más y con 44 cm encima de eso al deshincharse baja de peso. Hoy luego de 5 meses recién cumplidos pesa cerca de 20 libras gracias a Dios y siento que el amor pudo más que el dolor.

This entry was posted in Héroes.

Historias de Superpapás

Comments are closed.