Cuando la leche estuvo muy fuerte

Mi hijo le encanta dormir con los brazos sueltos por lo cual es muy gracioso ya que sus posiciones son muy ocurridas Es muy divertido verle dormir

This entry was posted in Héroes.

Historias de Superpapás

Comments are closed.