BIBERONES MAGICOS

Ha pasado un año y cinco meses desde que ví a mi mamita por primera vez, Ella me ha contado como me esperó entre emoción, incertidumbre y gran amor, y a pesar de tener mucho miedo al dolor, ella sabía que llegado el momento sería muy valiente, también me dijo que cuidó mucho de mi en las largas noches, con mis coliquitos y llenuras hasta que encontró unos biberones mágicos!! que con sus chupones que se parecían mucho a la tetita de mamá me ayudaron mucho a superar esa etapa. Tengo recuerdos de como mi mamita me ayudó a gatear, a pararme, a caminar!! y como todas las mañanas jugamos a la escuelita y me enseña muchas cosas nuevas, en la tardes me prepara mi coladita que tomo en mi biberon AVENT, y sé que gracias a su amor y cuidados, creceré sano y fuerte, y eso le convierte en mi super MAMA!!

This entry was posted in Héroes.

Historias de Superpapás

Comments are closed.